Inicio imagenfondo (9k)   imagenfondo2(9k)
entrevistas
novedades
semblanzas
cronologia
cienciaficcionario
rol  
autores
noticias
critica
cronicas
premios
eventos
 
CF cubana
 

Creadores de Universos

Cuban Science Fiction in English
El Guaicán Literario
La CF cubana vista desde el exterior  
¿Algo caracteriza a la CF cubana?
¿Por qué escriben?
Publicaciones recibidas

Premio OX
para El Guaicán

 

Ceremonia élfica
en “La Madriguera”


Por Gerardo Ch. Spínola
guiacan@cubliteraria.com

Con el texto íntegro del antiguo ritual en lengua Quenya, copiado de un manuscrito cuyo origen, según se cree, se remonta a los principios de Arda, y que fuera retomado a través de Gondor hasta el final de la Tercera Edad, se realizó la tradicional ceremonia nupcial élfica para dos elfos amantes; Sigrid Victoria y Carlos Novoa.

Amantes del género fantástico, y estudiosos constantes de la obra tolkiniana, los protagonistas de esta peculiar ceremonia se divirtieron en recrear esta boda élfica, mientras rendían honores a este gran escritor, en medio de la exuberante vegetación de la Quinta de los Molinos, bajo el azul cielo cubano.

A semejanza de los elfos de la Tierra Media, el aspecto físico de los elfos cubanos es bastante similar al de los humanos, aunque tienen ciertas características, como sus orejas puntiagudas, la piel pálida y sus ojos almendrados, que los hacen bastante distinguibles de los hombres. Se mueven con gracia y delicadeza dentro de los transportes urbanos, y de un modo tan sutil y silencioso que a veces es imperceptible su presencia, lo que les facilita colarse en las largas filas que se hacen en los cines de La Habana, para ver "Las dos torres". Los elfos pueden resultar prácticamente invisibles en un bosque; mimetismo que disfrutan grandemente, como hicieron en ocasión de esta ceremonia secreta, donde solo podrán apreciar en las fotos a quienes habían sido autorizados a visualizarse. El resto de las huestes élficas permanece oculto, camuflado entre la frondosa vegetación, como lo exige la antigua tradición en este tipo de ceremonia.

Realizada en medio del Festival de Equinoccio de Primavera, como parte de las actividades del pasado Concilio de Lorien en La Habana, esta boda élfica es producto de los numerosos contactos que han existido entre sabios de las diversas razas, a lo largo de la historia de la Tierra Media, y por sobre todas las cosas, de la influencia que han tenido en sus organizadores, desde la más temprana adolescencia, las lecturas de la obra del verdadero Señor de los anillos, J.R.R. Tolkien. Así lo aseguró a los enviados del Guaicán, el Mago Oficiador, Javier de la Torre.

Esta singular boda tiene como precedente la ceremonia nupcial celebrada el año anterior por la pareja de elfos que oficiara de padrinos en este ritual, tal y como lo exige la tradición de Arda; Erik Mota y Eliete Lorenzo, quienes se encuentran ya en espera de un retoño como fruto de su amor. Ella es también quien ha tenido la gentileza de brindar su consentimiento para que una selección de su colección Fan-art, de ilustraciones élficas, ambiente estas notas y otros trabajos de esta edición del Guaicán, para nuestros visitantes.


Ceremonia Nupcial Elfica

Por Javier de la Torre
javier@citma.cu

 

Se debe tomar como lugar para la ceremonia un bosque o lugar junto a un río. En un promontorio se erguirá el elfo oficiador de la ceremonia. El novio debe ser el primero en llegar junto a sus familiares y demás invitados. Hay que resaltar que la Ceremonia Nupcial Élfica es un ritual secreto y ningún humano puede estar presente.
El padre o padrino de la novia debe conducirla hasta el novio, y ella debe ser la última en hacer entrada. Estando uno frente al otro, se despojarán de los anillos de plata que han llevado durante un año y el elfo oficiador unirá las manos derechas de la pareja.

Elfo Oficiador:
Elbereth Gilthoniel! Manwë Súlimo! Alae el i erthad uin meleth. (Elbereth Gilthoniel! Manwë Súlimo! Bendice esta unión de amor.)

La madre o madrina de la novia se adelanta y pone su mano sobre la de los novios.

Madrina:
Elbereth Gilthoniel, alae el i erthad uin Nazgûl un ned de Elielwen Imladris. (Elbereth Gilthoniel, Bendice esta unión del Názgul con Elelwen de Imladris.)

El padre o padrino del novio se adelanta y pone su mano sobre la de los novios.

Padrino:
Manwë Súlimo, alae el i erthad uin el Nazgûl un Elielwen iell ned Elrond Peredhil. (Manwë Súlimo, bendice esta unión entre el Nazgûl y Elielwen, hija de Elrond Peredhil.)
El novio besa la frente de la novia y toma el anillo de oro que le tiende otro elfo, colocándolo en el índice de la mano derecha.
Novio: Ilúvatar, el galu es el erthad de i… (Ilúvatar, bendice nuestra unión)
La novia toma la mano del novio y la besa, toma el anillo de oro que le tiende otro elfo y procede de igual forma, colocándolo en el índice de su mano derecha.


Novia:
Eru, manadhpant del aen… (Eru, que la dicha sea sobre nosotros)
Uniendo las manos nuevamente:
Novio:
un uireb. (por toda la eternidad)
Novia:
un uireb. (por toda la eternidad)


Elfo Oficiador:
Iluvatar, el galu herven un ned herves. Almarë! (Ilúvatar, bendícelos como esposo y esposa, salve!)
Invitados: (Levantando la mano derecha y poniéndola en puño cerrado sobre el corazón) Almarë!!!
El novio besa a la novia y culmina la ceremonia con un cántico élfico.


Detalles gráficos de la ceremonia

   

 


 

 



 

 

 

 
Dirección editorial:
Gerardo Chávez Spínola
Diseño web:
Yalier Pérez Marín / Rafael Arteaga
Mantenimiento web:
Rafael Arteaga
Asesoría técnica:
Alejandro Jiménez Pérez

CubaLiteraria