Inicio imagenfondo (9k)   imagenfondo2(9k)
entrevistas
novedades
semblanzas
cronologia
cienciaficcionario
rol  
autores
noticias
critica
cronicas
premios
eventos
 
CF cubana
 

Creadores de Universos

Cuban Science Fiction in English
El Guaicán Literario
La CF cubana vista desde el exterior  
¿Algo caracteriza a la CF cubana?
¿Por qué escriben?
Publicaciones recibidas

Premio OX
para El Guaicán

Los viajes de
Nicanor


Eduardo del Llano

Ediciones Extramuros,
La Habana, 2000

Los cuentos del peregrino

Por Rogelio Riverón
(Tomado de la sección Culturales del periódico Grannma del 08/04/2002.)

Es natural que la narrativa cubana se haya acogido, de un tiempo a esta parte, a una necesidad de brindar testimonio sobre los momentos actuales. Se trata, en realidad, de una característica de la época, la cual rebasa el enclave de un país. El Realismo como concepción estética ha sabido ser mutable para bien, y parece conectado a la perfección con la sicología de un presente que tiene ya unos cuantos años. Pero esa inclinación testimonial ha dejado mucha obra dudosa, equivocada, herida de muerte por sus presupuestos vanos.

La presencia de un libro como Los viajes de Nicanor, de Eduardo del Llano, puede ser celebrada, habida cuenta del rumbo de nuestra narrativa, como un ensanchamiento de aquello que nunca debió recogerse en sí mismo, pero ojo, que el ser distinto no le garantiza una calidad esencial. Probaré a invitar a su lectura y quizás lo consiga en buena lid.

Con las increíbles andanzas del popular Gulliver como inspiración, Los viajes de Nicanor (Ediciones Extramuros, La Habana, 2000) nos son revelados en siete cuentos moldeados por la fantasía y las aventuras. Se trata de piezas que, a la par que enlazan una peripecia con otra, atinan a conformar un conjunto de alusiones sobre el comportamiento humano y sus plurales consecuencias. Confieso que he temido en ocasiones alejar al lector de lo que deseo en realidad encomendarle. Debe ser por esa inclinación de los críticos a dar razones también simbólicas, cuando quizás debamos limitarnos a proponer una lectura dada.

Sin embargo, debemos convenir en que una buena obra de arte se niega a permanecer en su propio ámbito. Significa que hay que leerla de muchas maneras, con la sospecha de que no se conforma con decir lo que dice a primera vista. Los viajes de Nicanor nos cuenta sobre el recorrido de un personaje singular, Nicanor O'Donnell, a quien Eduardo del Llano ha hecho pasar de un libro a otro y de estos al cine, por tierras extraordinarias, por parajes sembrados de animales parlantes, de peligros y de ensoñación. Dueño de una imaginación efectiva, de un lenguaje dúctil, sorpresivo en ocasiones, Del Llano trama escenas en las que la fantasía se pone a la orden de lo alegórico y hace que, por un efecto de reflujo, pensemos en nuestras propias vidas.
Diversión, reto y pensamiento emanan de este libro meditado con inteligencia, como para que lo leamos y nos quedemos sonriendo misteriosamente.

 
 
 
 
Taller Espiral
Dirección editorial:
Gerardo Chávez Spínola
Diseño web:
Yalier Pérez Marín / Rafael Arteaga
Mantenimiento web:
Rafael Arteaga
Asesoría técnica:
Alejandro Jiménez Pérez

CubaLiteraria